#NiUnaMenos: “Disculpen las molestias pero nos están matando”

El pasado 8 de marzo, en el Día Internacional de la Mujer, organizaciones políticas, feministas, colectivos sociales y sindicatos marcharon desde el Congreso hacia Plaza de Mayo para reclamar contra la violencia, el aumento de los femicidios y el retroceso en las políticas públicas en materia de género. 

La movilización fue la culminación de un Paro Internacional de mujeres al que se adhirieron más de 50 países y en Argentina fue impulsada por el colectivo Ni Una Menos bajo la consigna “No estamos todas”, y tuvo replicas en varias provincias.

El paro se dio en el marco de una alarmante situación de las mujeres en la que cada 18 horas se produce un femicidio, hay 50 ataques sexuales diarios y el acoso callejero es cada vez más común. Y en cuanto a lo laboral también sufren desigualdad de condiciones donde de cada 10 puestos de trabajo sólo tres son ocupados por mujeres con salarios un 27 por ciento menor que los hombres con las mismas responsabilidades.

Además, últimamente se produjeron importantes recortes en políticas de género como la quita del presupuesto asignado al Consejo Nacional de Mujeres, organismo encargado de llevar a cabo acciones contra la violencia machista, y frente a esta situación diferentes organizaciones presentaron un amparo en la justicia para declarar la medida como inconstitucional.

Natalia Gherardi, directora del Equipo Latinoamericano de Justicia y Genero (ELA), una de las organizaciones que presentaron el amparo, expresó que “no son fondos significativos para el presupuesto nacional pero si fundamentales para el plan nacional de acción que prevé acciones de prevención y asistencia en situaciones de violencia de género, capacitación para las personas que contienen a las mujeres y la construcción de los refugios, y todo esto sin recursos no se puede hacer”.

Por otra parte, Florencia Minici, integrante del colectivo Ni Una Menos, también mostró su preocupación ante la falta de presupuesto y sumado a esto “los indicies de pobreza, de desocupación, y la pauperización general de la vida son condiciones que impactan directamente en la autonomía de las mujeres porque empobrecidas, desocupadas, y con dificultades para salir adelante por sus propios medios, no les permite salir de los círculos de la violencia e irse de los lugares donde las maltratan.  Es un contexto alarmante y no es casual que en este contexto se hayan aumentado los femicidios”.

También agrego que “estamos movilizándonos fuertemente por el incremento de la crueldad pero al mismo tiempo por las demandas concretas de las políticas públicas que están faltando y por la desaparición de aquellas que ya existían, por lo cual no tenemos más alternativa que la herramienta del paro y la movilización”.

En comunicación con En Tránsito, Marta Dillon, periodista e integrante de la campaña, denunció “que este año se perdieron muchísimos derechos y no se avanzó en nada, y hay que demandar al Estado lo que corresponde. Hay que llenar de sentido este día”.

La medida fue replicada en diferentes ciudades del mundo lo que para Dillon “da cuenta de que la situación de las mujeres es global, más allá de las particularidades de cada país”. “Esta posibilidad de llegar a una medida común entre mujeres y activistas de tantos países del mundo da cuenta de que queremos decir basta de manera muy fuerte”, agregó.

Organizaciones sociales de Argentina, Brasil, Perú, Colombia, Costa Rica, Guatemala, El Salvador, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela, entre otros, marcharon para reivindicar la igualdad laboral y derechos reproductivosEn Madrid, 40 mil personas protestaron con pancartas bajo el lema “Calladita NO estás más guapa”. 

La Madre de Plaza de Mayo Línea FundadoraNora Cortiñas, se hizo presente en la masiva movilización de mujeres para expresar la razón de la marcha y el paro mundial: “paramos para realmente escucharnos los latidos, que van todos parejos por todo el mundo, con las mujeres peleando por nuestros derechos que parece que fueran invisibles”, y mencionó, entre ellos, el aborto legal, seguro y gratuito y la igualdad de oportunidades en cuanto al trabajo. “Queremos el respeto y la igualdad más allá de clase social, religión o color de cada una”, aseguró.

“Ni la ropa ni las costumbres, nada justifica un abuso”, “por una calle libre de acoso”, “sobre mi cuerpo y mi vestuario ahorrate comentario”, “disculpen las molestias pero nos están matando” son algunas de las frases que podían leerse en las pancartas presentes en la marcha.

El final de la jornada estuvo marcado por la lectura de un documento acordado por las agrupaciones convocantes en el que se describió la situación de la mujer y se plantearon una serie de reclamos económicos, sociales y laborales: reconocimiento del trabajo doméstico, asignaciones económicas y licencias por violencia de género,  ley de cupo laboral para personas trans, presupuesto para políticas públicas y el aumento de las licencias por maternidad y paternidad fueron algunas de las exigencias que presentaron. Así también como la legalización del aborto seguro y gratuito y la liberación de “presas políticas por el patriarcado”, en referencia a las mujeres presas por la interrupción de embarazo.

La masiva movilización tuvo su capítulo de incidentes frente a la Catedral, provocado por Ignacio Agustín Montagut, “Asesor en Comunicación” de Unión por la Libertad, espacio que conduce la Ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; militante del partido neonazi de Alejandro Biondini e hizo campaña para Mauricio Macri en el 2015. Luego, 30 mujeres fueron arbitrariamente detenidas y agredidas en una razzia policial que fue justificada por la Ministra Bullrich. En conferencia de prensa, la periodista Mariana Carbajal, integrante de la Comisión Directiva del Cels y del Colectivo NiUnaMenos, sentenció: “lo que quieren es generar temor a otras que intentan acercarse a las protestas. Y lo cumplieron desarrollando una cacería de mujeres”.

Compartí esta nota

Reddit

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *