Familiares, amigxs y organizaciones sociales exigieron justicia por Lucas Verón este lunes ante la Fiscalía General de La Matanza. Además solicitaron la recusación del Fiscal Juan Pablo Tahtagian, por encubrir el accionar de Ezequiel Benítez y Cintia Duarte, miembros de la policía bonaerense, acusados como responsables de la muerte del joven de 18 años en la localidad de González Catán.

Al aire de En Tránsito, Alejo, integrante de Hijos La Matanza, organización que acompaña a los familiares, se refirió al pedido que realizaron ante la justicia. “Pedimos la recusación del fiscal por su mera actuación y encubrimiento. Fue parte del engranaje que quiso tapar el asesinato de Lucas“, indicó.

Al mismo tiempo, señaló que denunciarán a Tahtagian “por mal desempeño de funcionario público y por complicidad de este accionar.El fiscal es un auxiliar de la justicia que tiene que defender a la víctima y lo que hizo fue encubrir a la polícia“.

Además, mencionó que el viernes pasado estuvieron en la comisaria del barrio junto con los vecinos y allí vieron “como apretaron, manipularon y distorsionaron metiendo en el calabozo tanto al padrino de uno de los chicos que viajaba en la moto con Lucas, como al mismo chico que iba con él, amenazándolos y quisieron cambiar su testimonio“, denunció.

A su vez, mostró la irregularidad del accionar del fiscal para con los testigos vecinos del barrio que presenciaron el hecho. “Les quiso tomar declaración dentro de la comisaria desconociendo lo que es la Resolución 1390, tenía que haber apartado a la fuerzas de la investigación en el momento”, sin embargo, “le quiso tomar declaración dentro de la comisaria”, sostuvo.

Por otro lado, mostró como las fuerzas de seguridad acusadas quisieron desvirtuar lo sucedido.“La policía bonaerense dijo que fue un hecho barrial, quisieron inculpar a un vecino de acá, lo tuvieron detenido ocho horas y todo esto fue para querer limpiar a sus propios compañeros”.

Por último, mostró la gravedad de la situación en los barrios, a partir de las cifras que dio a conocer la Comisión Provincial de la Memoria, que registró la muerte de un chicx en manos de la policía cada 40 hs.

En ese sentido, indicó que “son los chicos de los barrios donde vivimos nosotros, son nuestros vecinos, son los chicos también que el sistema neoliberal de una economía para pocos fue generando. Fue lo que  generan también las cocinas de paco en los barrios regenteados por la misma policía que después le quema la cabeza a nuestros pibes para que sean mano de obra barata”.

Escuchá la nota acá: