Bajo la orden del gobierno de Larreta, los pequeños productores rurales fueron brutalmente reprimidos por la policía de la Ciudad. Fue mientras se realizaba un nuevo “feriazo” en el que se vende a lxs vecinxs frutas y verduras a precio justo. “Con o sin represión, los feriazos los vamos a seguir haciendo”, advirtieron desde la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT).

Las fuerzas de seguridad  secuestraron además cajones de mercadería que los productores habían llevado para comercializar y las cargaron en camionetas de la Ciudad de Buenos Aires. La represión con balas de goma y gases lacrimógenos contra pequeños productores rurales del conurbano bonaerense y vecinxs que se acercaron al lugar, ocurrió mientras intentaba montarse el feriazo que, desde el 2018, se realiza en distintas plazas del centro porteño en señal de protesta por la situación del sector y para evidenciar el incremento en la cadena de precios.

PH: Juan Pablo Barrientos – Revista Cítrica

Agustín Suárez, prensa de la UTT, explicó a En Tránsito que en enero de este año, el gobierno de Larreta prohibió continuar con la medida y clausuró cualquier canal de diálogo. “Decidimos avanzar con la realización de los feriazos como hicimos durante el 2018. Se lo anunciamos al gobierno de la Ciudad y la contestación fue una brutal represión donde sin mediar palabra repartieron gases lacrimógenos, balas de goma, palazos y golpes”.

Bajo el mando del secretario de Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro, la policía rodeó el gazebo donde se encontraban los manifestantes y comenzó a secuestrar los cajones con lechuga, rabanitos, acelga, tomates, pimientos y demás verduras y frutas. Luego, avanzaron sobre los productores arrojándoles gases lacrimógenos, balas de goma y palos.

PH: Juan Pablo Barrientos – Revista Cítrica

Los pequeños productores rurales estamos desapareciendo”, denunció Suárez e indicó que “todas las medidas macroeconómicas que tomó el gobierno afectan al pueblo trabajador”. En este sentido, enumeró el aumento en el valor de la electricidad, en los costos de producción y los insumos. “Nosotros, como tantas economías regionales producimos para el mercado interno. No exportamos ni lechuga, ni tomate. Y el mercado interno nos paga con pesos. Por lo tanto, se devalúan los costos y a nosotros nos siguen pagando lo mismo”.

Mediante la Defensoría del Público, los productores mantendrán este lunes una reunión con las carteras de Ambiente y Espacio Público, y Seguridad del gobierno de la Ciudad. Al respecto, el dirigente consideró que “con represión o sin represión nosotros vamos a seguir con los feriazos porque creemos que es una medida justa para nosotros y para los vecinos.  Queremos que eso sea sin represión y, por supuesto, creemos en los canales de diálogos”.