El 15 de julio de 2010 se sancionó la Ley de Matrimonio Igualitario en el país, convirtiéndose en el primer país en lograr este avance de derechos en América Latina.

Al aire de En Tránsito Alex Freyre, activista de los derechos de las personas lgtbiq y la primer apersona en el país en casarse con su pareja antes de la sanción de la ley, se refirió al recorrido que implicó la obtención de la normativa.

Según Freyre, la norma fue parte de una “conquista”, un “cambio social“, que posibilitó otros logros en la sociedad.

En ese sentido, expresó que la Ley de Matrimonio Igualitario fue una “conquista tan contundente que a pesar de las dificultades para llegar a ese lugar, a los pocos meses se aprueba la ley de identidad de género por unanimidad”.

“Hemos transformado, hemos puesto palabras como la palabra amor, igualdad, diversidad en el registro taquigráfico de la historia y la memoria del país y eso no tiene vuelta atrás”, afirmó.

Y agregó que “nuestra  sociedad va demostrando cada vez más su evolución su mirada sobre lo que es la libertad la igualdad,los derechos individuales”.

En ese sentido, Freyre destacó que “hoy la sociedad está empezando a ver -como pasó después de la dictadura, después del Nunca Más- que era lo que nos había pasado. También hoy muchos empiezan a comprender todo un manejo siniestro de servicios de inteligencia aliados a lo peor de nuestra sociedad, lo peor de un sector de la iglesia católica, como lo peor de la derecha. Todos juntos nos atacaron tanto, pagamos un costo muy alto por la osadía”.

En tanto que, “la iglesia católica apostólica romana todavía hoy dice que somos un pecado y acompañando lo que decía la iglesia y la ciencia, las leyes de la época criminalizaban a la homosexualidad y al travestismo, a tal punto que yo hasta mis 19 años fuí detenido 19 veces por la policía por ser contestatario”, indicó.

En ese momento, “las personas homosexuales no salían del placard por el costo laboral social que esto traía”, sostuvo.

Respecto al momento de discusión de la Ley, Freyre dijo que “cuando se daba el debate por el matrimonio igualitario, personajes de la política vigentes aún hoy decían que iba a ser una situación que no fue“. Entre esos discursos, mencionó algunos que sostenían “que iba a ser el fin del mundo, que no iban a nacer más niños, que iba a haber tráfico de semen, etc”.

Por su parte, Freyre, resaltó que hubo mucho trabajo previo con diferentes sectores para lograr la sanción. “Tuvimos que ir a las provincias a ponerle el cuerpo, hubo insultos, corridas amenazas, de todo. Néstor kichner nos ayudó desde, yendo él a votar hasta persuadiendo a gente de su bloque porque había oposición en todos los frentes”

En cuanto a las oposiciones a la Ley, mencionó que Macri hizo lobby en contra del derecho al matrimonio igualitario cuando era Jefe de Gobierno de la Ciudad. “No pudimos casarnos en Capital Federal tuvimos que ir a casarnos a Ushuaia”, recordó en su momento.

Escuchá la nota acá: