Trabajadores de la empresa de combis Castelar bus, ubicada en Arias y Timbues, exigen a los dueños de la empresa de transporte una respuesta por el cierre del lugar y por los salarios adeudados.

Al aire de En Tránsito, Maximiliano Santacroce, trabajador y delegado de Castelar Bus, indicó que están a la espera de alguna comunicación por parte de los dueños  y que necesitan  saber “porque vaciaron la empresa y si nos van a pagar o no”.

Los trabajadores están sin trabajar desde que se decretó la cuarentena ya que, según indicó el delegado, los dueños “decidieron no abrir por la poca demanda de pasajeros”.

Además mencionó que tuvieron conflictos en cuanto al pago de los salarios y que recién cobraron en mayo a través del Programa de Asistencia al Trabajo (ATP) parte de lo adeudado desde principio de año. “Eso fue lo único en un mes y medio  y el mes pasado cobramos mayo”, explicó. A su vez, dijo que la empresa venía con un atraso de los aportes previsionales.

Por otro lado, denunció que la empresa vendió las camionetas con las que trabajaban. “Tenemos los comprobantes del registro que fueron vendidas o cedidas a nombre de los hermanos de la dueña”.

Los trabajadores continúan a la espera de una respuesta de los empleadores. Por este motivo, el delegado dijo que se reúnen todos los días en el lugar donde está la empresa para ver si aparecen los dueños. “Lo que queremos es que nos pague la cantidad de años que estuvimos ahí, hay gente de catorce, quince  años, es mucha la antigüedad y no se la queremos regalar, no nos merecemos eso”, sostuvo.

Escuchá la nota acá: